X
LO LEÍDO
y lo liado
un blog de enrique garcía-maiquez

CUENTOS DE NAVIDAD DE CHARLES DICKENS

La Navidad es esa época del año especial llena de luces y en ocasiones, de alguna que otra sombra. Luces de colores fríos, pero también, llenas de vida. La luz aparece en nuestros corazones en forma de alegría, afecto, ganas de compartir momentos con los que más queremos, rencuentros, recuerdos, volver a casa después de meses de trabajo en el extranjero y por fin pasear bajo el ambiente navideño de las calles de Madrid… Se podría decir que, para muchos, la felicidad es bastante protagonista en este tiempo, o puede que simplemente este sea el equivoco pensar general. ¿Conocéis a Ebenezer Scrooge? Pues resulta que al señor Scrooge no le gusta nada, ni nadie, y menos una época en la que la gente suele estar feliz, como la Navidad; a él sólo le importa su rebosante fortuna. Resulta triste pensar que existen personas como Scrooge, avaras, solitarias y que detestan la compañía. Sin embargo, la magia de la Navidad enciende sus velas en los corazones más sombríos que nos podamos imaginar. Tres visitas de sus fantasmas del Pasado, Presente y Futuro son suficientes para que brote la alegría y el amor por los demás del corazón del viejo Scrooge. En Cuento de Navidad, Dickens nos enseña el Londres más navideño, olemos galletas de jengibre y conseguimos juntarnos con el bueno de Ebenezer Scrooge al calor de la chimenea. Un clásico, una segura lectura obligada que mejora los sentidos y nuestros corazones.

También te puede interesar